vibrado

Es el último tipo de pulido que ofrecemos. Se consigue después de un afinado previo, con una lija más gruesa o más fina, según se desee, para conseguir un acabado con las aguas más o menos marcadas. Otra de sus opciones es el vibrado con SCHOTT. Se utiliza especialmente para industrias como las alimenticias, farmacéuticas y textiles.